martes, 27 de julio de 2010

Nuevos Aires

Despues de unos cuantos días de no escribir, las ganas de que me extrañen se ven opacadas por un incipiente temor de que empiecen a olvidarme, entonces tomo aire, saco pecho, digo presente, y de paso les cuento de que va mi vida en estos días.
Lejos de estar vacacionando los motivos de mi ausencia son los nuevos aires de un proyecto. 

Soy bastante inquieta así que me encuentro enredada en los brazos del entusiasmo, sacándole el polvo a mi yo creativo,  embriagada por las ideas y sumergida de lleno en las ganas. Ansiosa y cauta a la vez, tenaz pero siempre en movimiento...
Me gustan los proyectos, las cosas nuevas, empezar... ese debe ser el único lado de la adrenalina que me cae simpático. (paracaídas, viajes en globo y balcones, abstenerse)

Ya les iré contando, cuando todo comience a tomar forma... mientras tanto si algo de curiosidad los atrapa, y recordando aquello de "la curiosidad mató al gato" les dejo un humildísimo garabato que hice hoy  mientras hablaba por teléfono con un proveedor... 



Y sigo garabateando, uno nunca sabe si entre tantos kilómetros de bic no puede salir un logo. 



y no se olviden, si no vuelvo enseguida...
Extrañenmeeeeee...

14 comentarios:

Anónimo dijo...

¿Eso eres capaz de hacer simplemente garabateando mientras hablas por teléfono?

Quién tuviera tu talento...
Cruzo los dedos para tus nuevos proyectos, pero no nos abandones, eh?

Madrid

Madame Lulu dijo...

a ese gato no lo mata nadie, curiosidad tendrá que pasar sobre mio cadaver. nuevos proyectos???? me encanta!

Lillí dijo...

¡Qué gato ni gato!

Alelí dijo...

jajajajaj
ajajajjaja
jajajajaja
jajaajaja

que lindoooooooooooooooooooooooooooo!

me alegro mucho por esta fase y que se concrete ese adrenalínico proyecto.

beso beso

Poli dijo...

Ahhh, te gusta que te extrañen! Mirá vos, un garabatito nomás, y para mi es flor de dibujito, qué genia! Es así, el comienzo viene cargado de sensaciones, excitación, esa adrenalina sanita... gestar una idea y llevarla a cabo... es la mejor parte! La sal de la vida. Mo-vi-mien-to.

Penélope dijo...

No puede ser que dibujes asì....NO DA!

{ maría } dijo...

qué lindo!

Petardo Contreras dijo...

Apa apa apa, anda mal
Groso!
Mas groso que un tinto recién exprimido!!
Te felicito por el dibujo y el proyecto intrigante.
Salute

DeVezEnCuando... dijo...

Madrid
Gracias por los halagos, no exagere que no me voy!!!!

Madame
Ya te voy a mostrar todo todo....

Lillí
UY!

Alelí
Ya lo tenemos entre manos...
Gracias

DeVezEnCuando... dijo...

Poli
Es lindo el cariño o no!?

Penelope
EEEEHHH no es para tanto!!!! no me hagas la oreja... Después te dibujo algo...

maría
Gracias!

Mr contreras
Salute... o mejor salud... por lo del vino digo.

Mr. Verbal Kint dijo...

Que fantástico don el suyo.
Yo lo único que dibujo cuando hablo por teléfono son linternas, en realidad es un rectangulo seguido de un trapecio isósceles (de costado), a veces incluso un manífico haz de luz (muchas líneas que se desprenden del trapecio)
Y qué le vamos a hacer, algunos nacen con talento.

Si yo contara con un selecto grupo de admiradores, nada del otro mundo, tan sólo una pequeña porción de gente que pueda llegar estimarme, a extrañarme, juro que yo anunciaría mi retiro sin retorno, mi despedida definitiva. Y desde las sombras, desde mi exilio auto-impuesto, orquestaría un retorno, una convocatoria masiva con pancartas, gorros, banderas y vinchas que exija mi vuelta, un último partido, la despedida, y ahí sí, uno ya puede perpetuarse en el sitio porque ya satisfizo esa necesidad tan humana de sentirse querido al menos una vez en la vida.
Saludos

Morocha dijo...

Su talento gráfico, al menos garabateando, ha quedado al desnudo....

Mucha alegría con su proyecto.

No tema, nadie será capaz de olvidarla.

DeVezEnCuando... dijo...

Mr Verbal
Voy pecar de atrevida, pero por favor, quiero ver una de esas linternas!!!!
Yo me suelo sentir querida en este humilde lugar, pero me quedo para alimentar el cariño...

Morocha
Que dulces sus palabras... Será que nadie me olvida?

JAS dijo...

muy lindo gato